martes, 1 de febrero de 2011

Androginia e Inteligencia Emocional

El pasado viernes arrancamos el año 2011 en el Consorcio de Inteligencia Emocional con un interesante Taller Monográfico en torno a las Competencias de la Inteligencia Emocional y la Androginia.

Nuestra compañera Leire Gartzia nos contó parte de su tesis doctoral que versa en buena medida sobre este tema y la verdad es que tengo que decir que, como siempre en estas actividades que organiza el CIE, -con Olga Gómez a la cabeza, cómo no!!- se habló mucho, se compartió mucho y se aprendió mucho también, al menos en lo que a mi respecta.

Desde la diferenciación entre sexo y género, el primero más bien biológico y el segundo más transido por lo cultural, nos adentramos en el análisis de los modelos y estereotipos sociales y empresariales que han definido nuestra realidad sociocultural durante mucho tiempo y que aún tienen, según el estudio de Leire, algún tiempo más de vida -si tenemos en cuenta nuestra realidad social- antes de que lo acabemos superando y cambiando.

Desde los modelos de gestión basados en las personas, tan de moda hoy en día, es indudable que si hacemos caso a los temas de género, es también necesaria una revolución que pase por la superación de la estereotipificación masculino – femenino como modelos empresariales, donde lo tradicionalmente masculino predominaría sobre competencias más bien adscritas a lo femenino en cuanto a los roles desempeñados y las competencias emocionales desplegadas según los puestos y las responsabilidades.

Leire nos plantea la superación de este modelo desarrollando una identidad que desarrolle los rasgos de ambos estereotipos, donde será posible tener unas competencias u otras independientemente del sexo y donde se trataría de enriquecer nuestra conciencia de género, con un abanico mucho más amplio de competencias, no adscritas a un sexo u otro específicamente y que podíamos englobar en dos áreas fundamentales: Competencias Instrumentales y Competencias Expresivas, como modelo global a desarrollar.

Y desde el punto de vista emocional postula la búsqueda de la Androginia Emocional, que potencie los valores positivos de ambos géneros, tanto en lo social como en lo organizacional, de modo que si superamos los modelos masculinos en la gestión de nuestras organizaciones y postulamos modelos andróginos, es muy probable que todo el sistema de relaciones y la propia efectividad y felicidad de las personas se incremente de manera considerable también en el mundo laboral, dando oportunidad al desarrollo integral de las personas y por ende de las propias organizaciones, donde se ampliarán las competencias emocionales en los nuevos modelos de gestión en aras tanto de un aumento del bienestar de las personas como de una mejora sustancial en la gestión de las empresas.

Posteriormente y como consecuencia de la exposición de Leire, creamos varios grupos de reflexión en torno al tema con la intención de buscar qué Agentes pueden ser los protagonistas de ese cambio y qué Acciones podríamos postular.

Nos os voy a abrumar en este post con todas las ideas que salieron de los equipos, que fueron muchas y muy interesantes, pero si os diré que se habló mucho del sector de la enseñanza, del sector empresarial y en especial de las consultoras (Algunos de los que allí estábamos nos dedicamos a eso) y se aportaron muchas interesantes ideas que en alguna medida se van a ir poniendo en práctica en el equipo de trabajo del CIE que allí mismo se creó Ad Hoc.

Temas como técnicas de apoyo a padres y profesores, uso de la música y de las artes como transmisión de la androginia emocional, profundización en la relación entre la Androginia y los Roles que ejercemos en los equipos de trabajo, Coaching para acompañar en los cambios de actitud a la hora de acometer determinados proyectos en las organizaciones en general y en las empresas en particular,… vamos, que el tema promete,… a ver si os animáis y lo vamos lanzando poquito a poco desde el CIE, ya sabéis,… nanopasos.

6 comentarios:

  1. Tema interesante Iñaki ... la verdad es que los hombres tenemos en esto una importante tarea de la que creo no somos muy conscientes

    ResponderEliminar
  2. Hola Germán.
    Gracias por leerme y por comentar tu opinión.
    La verdad es que es un tema que me preocupa hace bastantes años y tengo personalmente bastante consciencia de ello.
    Es la primera vez que alguien me lo plantea desde el punto de vista de las Competencias de la Inteligencia Emocional y me parece apretar un poco más la tuerca del realismo y la posibilidad de cambiarlo.
    En ello sigo.
    Un fuerte abrazo Amigo

    ResponderEliminar
  3. Buenos días Iñaki, interesante post, e interesante vuestra primera reunión del CIE. La verdad es que muchas organizaciones siguen gestionándose a "la masculina", obviando la realidad, y la complementariedad de aprovechar las competencias positivas de ambos sexos. Un reto. Me apunto el concepto de androginia emocional. Me ha gustado.
    Un abrazo y felicidades a Leire.

    ResponderEliminar
  4. Completamente de acuerdo, David.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Hola Iñaki!, la verdad es que estoy entusiasmada con el tema, el jueves tenemos reunión del grupito que se montó, espero que llegue día con muchas ganas.
    Un abrazo
    Vicky

    ResponderEliminar
  6. Hola Vicky!!
    Me alegro de que estés tan ilusionada, seguro que salen grandes cosas de ese equipo, sin duda... la pena es que no me dejaran apuntarme ;-) con todo lo que iba yo a aprender!!, en fín, espero que podáis materializar cosas y las compartáis.
    Un abrazo

    ResponderEliminar